Desea buscar: Perro Gato
 
AutenticaciÓN
Usuario: "E-mail"
Clave

Olvidó su clave?

Desea registrarse?
 
 
 
 

Strict Standards: mktime(): You should be using the time() function instead in /home/perros/public_html/wlib/wsecurityimage.inc.php on line 10
Artículos

La integración no entiende de "razas"

Ni siquiera La Isla, territorio en obras con motivo de la celebración del Bicentenario, supone obstáculo alguno para la pericia del perro guía. Un ser adiestrado a conciencia para servir como elemento auxiliar de movilidad indispensable para las personas con discapacidad visual.

Ésta es la idea central sobre la que han girado las Jornadas del Perro Guía, celebradas ayer en el Centro de Congresos y compuestas por una conferencia y una exhibición canina en la calle Real.

Con un auditorio completo y la "alegría de ver gente joven en un momento de concienciación", en palabras de Francisco Arroyo, director de la ONCE en Cádiz, el encuentro supuso un acercamiento a la labor social que desempeña el perro guía con el objetivo de evitar las desigualdades sociales y ofrecer un compañero a ciegos o personas con algún tipo de discapacidad visual para desplazarse con autonomía.

Desmenuzar el proceso desde el aprendizaje del can hasta su graduación como experimentado lazarillo fue la tarea de Gemma León, directora de la Escuela de perros guía de la Fundación ONCE del Perro Guía (FOPG), quien llegó a San Fernando acompañada de dos adiestradoras que mostraron qué son capaces de hacer una pareja de labradores (Galeno y Dania) ante la amalgama de obstáculos en la que se han convertido las ciudades hoy día y la atenta mirada de la población isleña.

La FOPG posee un centro de cría en la localidad madrileña de Boadilla del Monte donde permanecen los cachorros que más adelante se convertirán en perro guía y se sigue el proceso de selección de ejemplares, cruce y elección de progenitores de la camada.

Desde pequeños se inicia con ellos un proceso de socialización y se clasifican por orden alfabético para diferenciar las camadas. Según lo expuesto en las jornadas por Gemma León, los canes deben pasar entre seis y ocho meses de adiestramiento tras cumplir su primer año y, hasta ese momento, permanecen con familias voluntarias de acogida que los educan en su estilo de vida para que se vayan adaptando y sepan comportarse en los diferentes entornos a los que accederán en su posterior desempeño. De esta manera, el trabajo se realiza a pie de calle y siempre desde una perspectiva de fomentar la autonomía personal.

La directora de la Escuela de perros de guía de la Fundación ONCE explicó que antes de la entrega del perro se tienen que cumplir una serie de requisitos que van desde que la persona asuma la responsabilidad de convivir con él y cuidarlo hasta una evaluación de su estado de salud y aptitudes, labor que lleva a cabo una comisión específica.

"Hay que tener respeto por el trabajo del perro ya que vela por la seguridad de la persona", explicó León, ante el acceso gratuito y la permanencia de estos animales en lugares públicos, aspectos amparados en Andalucía por la Ley 5/1998 de 23 de noviembre. La conferenciante apostó por el diálogo al encarar cualquier situación problemática que surgiera debido al derecho del perro a acompañar en todo momento a su dueño sin importar el espacio.

Para Gemma León estos animales "posibilitan la participación plena de los ciudadanos en la sociedad", ya sean labradores, pastores alemanes, golden retriever o flat coated, las razas más habituales en este admirable ejercicio de integración urbana.

Fuente: http://www.diariodecadiz.es
Regresar
 
 





© Copyright Perrosygatosenlaweb.com 2010 - 2013. Todos los Derechos Reservados
Medellín - Colombia - Suramérica
Hosting, diseño y desarrollo de este portal: artedinamico.net